3 escenarios en los que NO necesitas una página web

por | Abr 19, 2019 | Negocios | 0 Comentarios

Podrías pensar que siendo diseñador y desarrollador web, no hay ninguna circunstancia en la que debería recomendarle a alguien que no tenga una página web.

Bueno, por mas que le duela a mi bolsillo y por mas que esté seguro que a las páginas web les queda mucho tiempo de vida, son útiles y hay muchas razones para tenerla, no siempre es buena idea, especialmente desde el punto de vista empresarial.

¿Por qué?

Porque tiene que ser visto como inversión y la inversión que no tiene retorno, es gasto y los gastos innecesarios son el peor enemigo de un empresario exitoso.

Ya anteriormente vimos 3 razones por las que tu negocio necesita una página web y esto es básicamente la contra de ese post.

De modo que hay que ponerle el ojo muy bien y por eso te traigo estos 3 escenarios en los que NO necesitas una página web:

1. Tu negocio está empezando

Yo diría que el 70% de los negocios no necesitan una página web cuando están empezando, especialmente si son pequeños negocios.

A menos que el negocio sea la página web, ese es otro asunto.

Pero en la mayoría de los casos debemos ver a los websites como herramientas de crecimiento, es decir, tienes que llegar a cierto level para que tengan buenos resultados.

Si necesitas que las personas te encuentren en Google, puedes usar Google My Business.

Si necesitas empezar a promocionar tus productos o servicios, puedes usar las Redes Sociales.

La verdad hay bastantes opciones gratuitas, quizás no tan efectivas dependiendo de tus objetivos y tu público, con las que puedes suplir tus necesidades de marketing al inicio de tu negocio.

2. No tienes presupuesto

Como ya dejé ver en el punto anterior y como he mencionado una gran cantidad de veces antes: hacer una página web que de resultados cuesta dinero.

Y si tu negocio no está pasando por un buen momento o no tienes presupuesto para nuevas inversiones, lo mejor es precisamente no invertir.

Lo conservador puede a veces ser aburrido pero arriesgarse, prácticamente sin necesidad, es una tontería.

Las páginas web son valiosas y pueden ayudar a tu negocio pero si no tienes el dinero para crearla de forma adecuada, para mantenerlas y gestionarlas, lo mejor es que no lo hagas.

Es como el dicho: "Si vas a hacer algo, hazlo bien o no lo hagas".

Ni siquiera se trata de que sea perfecto, simplemente debes tener la mejor intención de hacerlo correctamente, particularmente si puedes perder dinero en el camino.

3. No tienes una estrategia

Esta es el escenario más común de todos: "Quiero tener una página web porque sí", "Seguro con una página web aumento mis ventas", "Con una página web estaré en internet" y demás frases clichés.

La posibilidad existe pero sin dirección no va a haber resultados.

Si no sabes para que quieres una página web, cuáles son los objetivos que debe lograr, si tu público objetivo se va a beneficiar de ello, si tu negocio se va a beneficiar de ello, si no piensas cuales son los pros y los contras.

En definitiva si tu idea es que la página web va a rendir frutos solo porque es una página web, definitivamente, en ese escenario no la necesitas.

Las páginas web no son comodines mágicos que uno saca para mejorar su negocio y ya, es simplemente una herramienta y debe ser utilizada correctamente como cualquier otra.

De lo contrario no va a rendir frutos y es precisamente lo que debemos evitar, una vez más: Malgastar la plata.


Creo que es un ejercicio de honestidad poder decirte a ti, quizás como cliente: - Mira, no siempre necesitas esto y definitivamente es mejor que no malgastes tu tiempo y dinero en ello -

Esa honestidad es un compromiso con mi lema como Diseñador y Desarrollador Web: Vamos a crear algo que funcione, que traiga resultados, sino, mejor no hacerlo.

¿Crees que hay otros escenarios en los que no se necesita una página web? ¿Haz perdido dinero invirtiendo en una página web? Cuéntame tus experiencias 😀

Optimismo

Es una newsletter semanal con contenido propio y curado sobre productividad, diseño, negocios, mentalidad, marketing y la vida misma desde una perspectiva, bueno, optimista.

You have Successfully Subscribed!

Pin It on Pinterest

Share This